El Leverkusen se corona en la Bundesliga de manera apabullante

Equipo
By Equipo
5 Min Read

Lo nunca visto se consumó en Leverkusen. La Bundesliga, esa competición de 18 equipos donde siempre ganaba el Bayern de Munich, cambió de manos tras once años de dictadura bávara. El Bayer de Xabi Alonso se coronó este domingo tras batir al Werder Bremen. El equipo del Bay Arena logra la primera liga de su historia y lo hace como el equipo del año. Un equipo que en el campeonato suma 29 partidos sin perder (25 victorias), récord absoluto en el torneo. Un equipo que se hace con la ensaladera a falta de cinco jornadas y con 16 puntos de ventaja sobre el Bayern.

Una obra mayúscula que se lleva cociendo todo el curso y que presenta unos números inmensos. Con su triunfo ante el Werder el conjunto de Alonso acumula 43 partidos invicto en todas las competiciones, con lo que iguala una marca del Juventus del 2012. Porque si ya tiene la Bundesliga en el zurrón ahora va a por la Europa League (defiende el jueves un 2-0 de la ida de cuartos ante el West Ham) y disputará la final de Copa contra el Kaiserslautern como gran favorito, ya que su rival transita por segunda con más pena que gloria.

Con su victoria ante el Werder Bremen el Leverkusen iguala un récord del Juventus: 43 partidos sin perder

Horizontal

Xabi Alonso celebra la consecución de la Bundesliga 

INA FASSBENDER / AFP

Quién se lo iba decir a la sufrida afición de Leverkusen cuando su equipo ocupaba puestos de descenso en octubre del 2022, momento en que desembarcó en la entidad Xabi Alonso, que confirmó hace unas semanas su continuidad pese a quedar libres banquillos como el del Liverpool y el Bayern. En poco más de año y medio el vasco ha tejido una estructura que nadie ha podido contrarrestar esta temporada. Sin enormes cracks en la plantilla pero sí formando un conjunto indestructible. En la Bundesliga hasta 16 futbolistas distintos han visto puerta, siendo el máximo realizador el nigeriano Boniface, con 11 tantos, pese a perderse cuatro meses por lesión. Ante el Werder volvió a la titularidad para abrir la victoria con un gol de penalti (25). Cayó por su propio peso, dentro de un dominio casi total del Bayer, ejemplo de conjunto que toca en corto y tiene paciencia. El propio Boniface, Hofmann y Adli pudieron ampliar la renta antes del descanso. Lo hizo tras el entreacto el suizo Granit Xhaka (60) con un gran tiro desde fuera del área.

Alonso, pensando en Europa, había dejado en el banquillo a tres hombres clave como el talentoso Wirtz, que metió el tercero (67), el cuarto (81) y el quinto (90), y los carrileros Frimpong y Alejandro Grimaldo. El exblaugrana ha sido fundamental todo el ejercicio, aunque no es el único español de la plantilla. El otro es Borja Iglesias, que aterrizó en el mercado de invierno.

Horizontal

El público invadió el césped al final del partido 

INA FASSBENDER / AFP

Nunca más se hablará del equipo de la aspirina como el Neverkusen porque tras cinco subcampeonatos ya sabe lo que es catar una Bundesliga. Es solo el cuarto título de su historia (ya tenía una Copa, una Supercopa y la UEFA que le ganó al Espanyol en 1988).

Leverkusen, una pequeña ciudad de 161.000 habitantes, se ha convertido en la nueva Galia del fútbol internacional. La invasión de campo por parte del público fue inevitable y clamorosa. Euforia desatada

Share This Article
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *