Trump: en qué consiste el caso de la actriz porno Stormy Daniels por el que se convierte en el primer expresidente de EE.UU. en enfrentar un juicio penal

Equipo
By Equipo
9 Min Read

Donald Trump en el tribunal de Manhattan

Fuente de la imagen, Getty Images

Pie de foto, El semblante de Trump fue serio previo a la audiencia de este lunes en Nueva York.
  • Author, Redacción
  • Role, BBC News Mundo

Donald Trump se presentó este lunes en un tribunal de Nueva York para un juicio que no tiene precedentes en la historia de Estados Unidos: es el primer expresidente del país en enfrentar un proceso penal.

El exmandatario de 77 años está siendo juzgado por un presunto pago que realizó a la actriz de cine para adultos Stormy Daniels antes de las elecciones presidenciales de 2016 para que esta no revelara los detalles de un supuesto encuentro sexual entre ambos.

Los fiscales alegan que el pago fue un intento de «influir ilegalmente» en las elecciones en las que Trump acabó ganando a la demócrata Hillary Clinton.

El expresidente está acusado de 34 cargos que un jurado de 12 miembros deberá valorar en las próximas semanas. La audiencia de este lunes fue convocada para el proceso de elección de los miembros del jurado.

Trump se ha declarado inocente, argumentando que las acusaciones a las que se enfrenta tienen una motivación política.

«Todos los juristas han dicho que este caso es una tontería, nunca debería haberse presentado, no hay ningún caso», dijo a la prensa este lunes antes de ingresar al tribunal. «Este es un ataque a Estados Unidos y por eso estoy muy orgulloso de estar aquí», añadió.

El político y empresario ha tenido que enfrentar una serie de acusaciones en tribunales en los últimos meses por demandas civiles. Sin embargo, el juicio de carácter penal iniciado este lunes será muy diferente.

La acusación

Stormy Daniels

Fuente de la imagen, Getty Images

Pie de foto, Daniels asegura que tuvo relaciones sexuales con Trump en 2006.

Stormy Daniels, cuyo nombre real es Stephanie Clifford, asegura que tuvo relaciones sexuales con Trump en 2006 -algo que él niega- y que, a cambio de mantener ese encuentro en privado, recibió un pago antes de las elecciones presidenciales de 2016.

El juicio se centra en el presunto pago que Trump le hizo a su antiguo abogado personal, Michael Cohen. Este asegura que con ese dinero se le ordenó pagar a Daniels US$130.000.

Para los fiscales de Nueva York, esto fue un intento de «influir ilegalmente» en las elecciones de 2016.

Si bien los pagos de dinero para mantener un asunto en privado no son ilegales en EE.UU, la Fiscalía de Manhattan alega que Trump cometió un delito al registrar indebidamente el dinero que le pagó a Cohen bajo el concepto de «gastos legales».

Cómo se inició el caso

Donald Trump en la audiencia con sus abogados

Fuente de la imagen, Getty Images

Pie de foto, Desde que se supo la acusación, Trump se declaró inocente.

Daniels, hoy de 45 años, habló por primera vez en 2011 con la revista In Touch Weekly de la supuesta relación que tuvo con Trump cinco años antes.

Afirmó que conoció a Trump en un torneo de golf en julio de 2006 y que tuvieron relaciones sexuales en una ocasión en un hotel de la zona del lago Tahoe, un área turística de California.

«Él no parecía preocupado por eso. Era un poco arrogante», dijo en respuesta a la pregunta del entrevistador sobre si Trump le había dicho que no dijera nada sobre la noche que supuestamente pasaron juntos.

Si lo ocurrido es cierto, habría sucedido cuatro meses después del nacimiento de Barron Trump, el hijo que el exmandatario tiene con su esposa Melania.

Denuncias de amenazas

En ese momento, la revista no publicó la entrevista tras las amenazas de acciones legales que realizó el abogado de Trump, según informó en su momento el programa 60 Minutes de la cadena CBS.

In Touch Weekly finalmente sacó a la luz las declaraciones de Daniels en 2018, semanas antes de que la ex actriz porno le dijera a 60 Minutes que había sido amenazada luego de la entrevista de 2011.

Daniels aseguró que un hombre se acercó a ella y a su hija en un estacionamiento de la ciudad de Las Vegas y le dijo que «dejara a Trump en paz».

«Ella es una niña hermosa. Sería una pena que le pasara algo a su madre», le habría dicho el hombre.

Michael Cohen

Fuente de la imagen, Getty Images

Pie de foto, Cohen era el abogado personal de Trump.

Daniels reconoció más tarde que aceptó US$130.000 como «pago secreto» de Cohen a cambio de su silencio un mes antes de las elecciones presidenciales de 2016. Aseguró que lo hizo porque estaba preocupada por la seguridad de su familia.

Luego le dijo al programa 60 minutes que se estaba arriesgando a una multa de US$1 millón por romper el acuerdo al hablar en televisión de lo sucedido, pero afirmó: «Es muy importante para mí poder defenderme».

El primer juicio a un expresidente

Trump, quien es el virtual candidato republicano para las elecciones de noviembre de este año, es el primer expresidente en enfrentar una acusación penal.

«No tiene precedentes», asegura Alex Keyssar, profesor de Historia y Política Pública en la Escuela Kennedy de la Universidad de Harvard. «No ha habido nada ni remotamente comparable».

Se espera que el juicio se prolongue de seis a ocho semanas, lo cual puede ser una distracción para la campaña electoral de Trump.

Está previsto que en el tribunal de Manhattan testifiquen tanto Daniels como Cohen.

El juez del caso es Juan Merchan, magistrado de origen colombiano que el año pasado se hizo cargo de un juicio por fraude fiscal contra la Organización Trump.

Trump ha dicho que el juez lo «odia» y debería apartarse del caso, algo que Merchan rechazó.

Un boceto del juicio

Fuente de la imagen, Reuters

Pie de foto, Las cámaras no están permitidas en el tribunal, por lo que solo hay bocetos de lo que ocurre en el interior.

Obligado a asistir

A diferencia de los juicios civiles con los que ha lidiado en los últimos meses, en los que su presencia no era estrictamente obligatoria, en este caso tendrá que asistir a las audiencias, según explicaron expertos legales a la BBC.

Si no lo hace, podría emitirse una orden de arresto en su contra.

Sin embargo, el tribunal tiene una cierta discreción para permitir ausencias del acusado.

Pero no asistir a las audiencia sin justificación puede resultarle caro a Trump en un juicio con jurado, dijo Neama Rahmani, ex fiscal federal y presidente de la asociación West Coast Trial Lawyers.

Se espera que Cohen sea el testigo estrella de la acusación. Es probable que se enfrente a un intenso interrogatorio sobre su atribulado pasado.

La defensa del expresidente podría argumentar que las acusaciones son «infundadas» y tienen una “motivación política». Eso es lo que ha dicho Trump sobre los múltiples juicios a los que se enfrenta, sin aporta pruebas que respalden estas afirmaciones.

Donald Trump ingresando al tribunal

Fuente de la imagen, Getty Images

Pie de foto, Trump hizo una delcaración a la prensa antes de ingresar al tribunal.
Línea gris

Y recuerda que puedes recibir notificaciones en nuestra app. Descarga la última versión y actívalas.

Share This Article
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *