Aragonés roza el aprobado antes de las elecciones

Equipo
By Equipo
7 Min Read

Pere Aragonès rozó el aprobado, con una valoración de 4,9 sobre 10, en el último Barómetro de Opinión Política (BOP) del CEO publicado antes de la convocatoria electoral del 12-M. Una puntuación cercana a la media (5,2) de las obtenidas por los presidentes de la Generalitat en el mismo contexto preelectoral desde 1999. 

En concreto, Aragonès termina el mandato con mejor valoración que José Montilla (4,6), Artur Mas – en su segundo mandato (4,3)-, y Quim Torra (4,1), el peor valorado de todos. Jordi Pujol (6,9), Pasqual Maragall (5,3), Mas -al término de su primer mandato (5,8)- y Carles Puigdemont (5,1) son los que han aprobado justo antes de unos comicios. Por su parte, el ejecutivo de Aragonès es el tercer peor valorado del último cuarto de siglo (4,3).


Lee también

Lola García

El jeltzale Imanol Pradales y el abertzale Pello Otxandiano, principales favoritos en Euskadi

El llamado índice de aprobación de los líderes políticos que contiene cada ola del Barómetro recoge las valoraciones de varios políticos en activo, incluida la figura del presidente. La ACN ha comparado las puntuaciones obtenidas por los presidentes y también por la acción de Gobierno en los últimos Barómetros publicados inmediatamente antes de una convocatoria de elecciones en el Parlament, desde que existe esta encuesta, con un aprobado justo de media en las valoraciones obtenidas por los presidentes Pasqual Maragall, José Montilla, Artur Mas, Carles Puigdemont, Quim Torra y Pere Aragonès, y sus ejecutivos. 

En el caso del presidente Pujol, dejó el cargo antes de la creación del Centro de Estudios de Opinión, y sus valoraciones se han extraído de dos estudios de opinión elaborados también desde la Generalitat y recogidos en el Registro Público de Encuestas y Estudios de Opinión (REO).

6,9

Pujol, el mejor valorado

Antes de las elecciones de octubre de 1999, Pujol obtuvo un 6,9 y su Govern era valorado con un 6,4, siendo el mejor valorado de todos. Y en su último año de mandato, antes de las elecciones del 2003 a las que ya no se presentó, la ciudadanía le dio un 6,2 de nota media, y un 6 a la acción de su gobierno .

Artur Mas es el segundo presidente mejor valorado en vísperas de unos comicios, con un 5,8, antes de las elecciones de noviembre del 2012, convocadas de forma anticipada tras el fracaso del pacto fiscal con el presidente español Mariano Rajoy. Sin embargo, la acción de su Gobierno durante el último año sólo acarició el aprobado con un 4,9.

Pasqual Maragall obtuvo un 5,3 antes de las elecciones de noviembre del 2006, unos comicios en los que el presidente ya no concurrió y que darían paso al segundo gobierno tripartito, con José Montilla como nuevo jefe del Ejecutivo. Además, la acción de su gobierno en el último año de mandato fue valorada con un 5,5, la nota más alta que ha sacado un ejecutivo desde entonces.


Lee también

Lola García

BARCELONA, 17/07/2023.- (i-d) El presidente de Esquerra Repúblicana de Catalunya, Oriol Junqueras, el candidato al Congreso, Gabriel Rufián y el coordinador general de EH Bildu, Arnaldo Otegi, durante el acto electoral que ERC ha celebrado hoy lunes en Barcelona. EFE / Quique García.

El tercer presidente que ha superado el aprobado antes de cerrar legislatura es Carles Puigdemont, que fue valorado con un 5,1 (en cambio, la acción de su gobierno suspendía con un 4,7). Aquel Barómetro del CEO se publicó al inicio del convulso otoño del 2017, poco antes del referéndum, de la declaración de independencia y de la marcha de parte de su Gobierno al exilio. La convocatoria electoral fue el 21 de diciembre de ese año directamente por el entonces presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, en aplicación del artículo 155 de la Constitución.

Torra, el peor valorado

Quim Torra obtuvo la peor puntuación, un 4,1, a las puertas de los comicios del 14 de febrero del 2021, marcados por la crisis de la Covid-19 y por la inhabilitación del presidente (septiembre del 2020) por un delito de desobediencia. El Barómetro se publicó, precisamente, en noviembre del 2020. La acción de Gobierno de Torra suspendió, también, con un 3,8; la peor valoración de un ejecutivo en el último BOP antes de unas elecciones al Parlament.

Mas, de aprobado alto a suspendido

Como se ha dicho, Artur Mas es el segundo presidente que ha obtenido mejor valoración (5,8) antes de unas elecciones al Parlament. Sin embargo, entre 2012 y 2015 su valoración decayó. Poco antes de las elecciones «plebiscitarias» que el presidente convocó el 27 de septiembre del 2015, tras la prohibición de la consulta del 9-N, Mas obtenía un 4,3, y también la acción reciente de su gobierno perdía apoyo en las encuestas, con un 4,1 (en el 2012 había obtenido un 4,9).

Por último, el presidente José Montilla obtuvo al término de su mandato de cuatro años un 4,6. El suyo es el único caso de un presidente que suspende mientras la acción de su gobierno (en el último año de legislatura) recibe el aprobado. En concreto, y según otra encuesta del CEO (el Barómetro no preguntaba todavía por la valoración de la acción de gobierno), el ejecutivo presidido por el socialista fue puntuado con un 5,4, la segunda mejor nota después del 5,5 del gobierno de Maragall.

De hecho, el ejecutivo presidido por el socialista ha sido el último que ha superado la barrera del 5 en vísperas de una convocatoria electoral; desde entonces, todos han suspendido.

Share This Article
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *