Las transiciones paralelas, el balón parado y otras claves del Real Madrid en el clásico

Equipo
By Equipo
4 Min Read

Después de conseguir el pase para las semifinales de Champions en un ejercicio de supervivencia futbolística enorme, el Madrid puede certificar prácticamente la Liga si consigue superar al Barça. Un encuentro que, como todos los Clásicos, tiene todas las motivaciones posibles. Estas son las claves tácticas desde la óptica del Madrid:

1 .- La carta Brahim:

El hecho de haber jugado un partido de 120 minutos el miércoles y que, algunos de los efectivos, acabaran con molestias físicas, es posible que Carlo Ancelotti introduzca alguna novedad en el equipo de entrada. Modric, Lucas Vázquez o Tchuameni parecen los más claros pero también lo puede ser Brahim en la delantera. Veremos si el técnico italiano decide darle protagonismo desde el principio o en la parte final pero el delantero está fresco y tiene mucho potencial en partido abiertos como el de hoy.

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Alex Delmàs

2.- Transiciones paralelas:

Como en todos los partidos de los de Ancelotti, este puede ser un factor decisivo. Y es que el Madrid es el equipo que mejor corre a la contra del panorama internacional. Entre Liga y Champions, acumula nada menos que 14 goles en contragolpes. Porque no sólo tiene calidad de transición sino también cantidad. Tener a Vinicius, Rodrygo, Brahim, Bellingham o incluso Valverde hace que la amenaza pueda venir de cualquier lado. Y desde la óptica madridista, es un valor extra. Porque cada vez que el despliegue se realiza con más de un futbolista en velocidad, es imposible de detener. Ya sea en jugada lanzada o en rupturas. Esta noche, de nuevo, puede valerle al Madrid para conseguir marcar.

3.- Posesiones interior-lateral:

Pero el Madrid no únicamente es fuerte corriendo con espacios sino que también sabe trabajar sus ataques estáticos. Y lo hace a través de posesiones pacientes y jugando bien con las alturas de los futbolistas. Especialmente la de interiores y laterales. Kroos o Modric (en función del tramo de encuentro) bajan altura para circular sin la presión cercana del rival y, los laterales (Lucas y Mendy hoy sobre el papel), si sitúan más arriba y más abiertos. Con ello, captan la atención de una marca y acceden a una posición de centro. Eso permite abrir unos espacios interiores que, si el adversario no está acertado tapándolos, abren el camino para conectar con los jugadores ofensivos. No es casualidad que, con un total de 567 de media por partido, el cuadro madridista, sea el equipo de la Liga que más en corto juega. Otro argumento importante esta noche.

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Alex Delmàs

4.- El balón parado:

El cuadro madridista también puede sacar rédito de las jugadas a balón parado. Con un total de diez, el Madrid es el cuarto equipo de la Liga que más goles ha conseguido en estrategia. Y es que cuenta con grandes lanzadores (Kroos y Modric) y con muchos jugadores de gran poder aéreo. Tchouameni, Rudiger o Joselu están entre los mejores del campeonato en este aspecto del juego. No sería la primera vez en la temporada que, en un partido en el que los madridistas no se encuentran cómodos, la estrategia les funciona

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Imagen táctica del Real Madrid para el clásico

Alex Delmàs

Share This Article
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *