Los editores auguran una gran festividad de Sant Jordi entre semana

Equipo
By Equipo
5 Min Read

Daniel Fernández, el editor de Edhasa, llega a la fiesta empapado: “Como la editorial está aquí cerca, he venido paseando y me ha pillado el chaparrón. Pero mañana no lloverá”. Es la invocación general de todo el gremio. “He oído a alguien que decía que estos días los editores parecemos meteorólogos, pero también payeses, mirando todo el día al cielo”, refiere Maria Sempere, de la editorial Les Hores. Y Rosa Rey, de Angle Editorial, da un paso más: “Creo que Dios está enfadado con nosotros porque publicamos demasiado y por eso llueve”.

Bromas aparte, Núria Cabutí, de Penguin Random House, se muestra muy contenta con este Sant Jordi porque, además de las buenas expectativas, “ David Walliams ha sido el escritor que ha hecho el pregón de Sant Jordi”. El escritor inglés, superventas de libros infantiles, “ha animado a todos los niños a leer, y eso es muy bueno”. La editora anuncia que 200 de sus autores estarán mañana firmando en las calles de Barcelona. Eugènia Broggi, de L’Al tra Editorial, también apuesta “por un Sant Jordi de libros infantiles y juveniles”, y por sus autores: “ Ramon Mas ( Els murs invisibles ), Alba Dedeu ( La conformista ) y el premio Documenta de Mari Arimany ( Al bosc s’hi ha d’arribar quan encara és fosc )”.

“Alguien ha dicho que los editores parecemos payeses, mirando todo el día al cielo”, declara Sempere

Emili Rosales, de Grup 62, declara que “este es el año de la música, porque el libro de Ramon Gener es la historia de un piano, el de Carme Riera es la historia de una diva y el de Jordi Puntí es la historia de Xavier Cugat. Y augu­ra que la biografía de Josep Pla Un cor furtiu, de Xavier Pla, “no solo es un gran libro de este Sant Jordi, sino que será el libro de la década”.

Silvia Sesé, de Anagrama, comparece con muchos autores, de los cuales destaca tres libros: “ Fortuna, de Hernán Díaz; Ensayo general, de Milena Busquets; y el premio Llibres Anagrama Com un batec en un micròfon, de Clara Queraltó”.


Lee también

Maricel Chavarría

Horizontal

Sandra Ollo, editora de Acantilado y Quaderns Crema, anuncia que, después de veinte años, vuelven con puesto al paseo de Gràcia, y apuesta por La escuela del alma, de Josep M. Esquirol, “autor que ya dio una sorpresa hace tres años” con Humano, más humano, y también por El murmullo del agua, de María Belmonte.

Maria Bohigas, de Club Editor, cree firmemente que la cuarta novela de Eva Baltasar, Ocàs i fascinació, es la confirmación de una autora excepcional. Y también destaca de su catálogo una traducción del yiddish, A passes cegues per la terra, de Leib Ròkhman, que “está despertando un interés reseñable”.

Aniol Rafel, de Periscopi, asegura que la jornada “le irá bien a todo el mundo, porque parece que el tiempo será bueno, y como las propuestas son diversas y variadas, cada lector puede encontrar lo que busque. De hecho, el fin de semana ya ha funcionado muy bien donde ya se ha celebrado”. Por lo tanto, “que Sant Jordi caiga en martes no es ningún contratiempo para que la festividad funcione”.

Carles Creuheras, de Planeta, manifiesta: “Llevo treinta años en el sector y me sigue maravillando el entusiasmo con el que lectores y libros se dan la mano en Sant Jordi”. Y Ester Pujol, de Enciclopèdia, concluye: “Aunque nos falle el Barça, Sant Jordi no nos falla nunca”.

Lee también

Share This Article
Leave a comment

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *